domingo, marzo 11, 2007

REFLEXIONES DE ANTONIO MACHADO



Aprendió tantas cosas
–escribía mi maestro,
a la muerte de su amigo erudito–,
que no tuvo tiempo para pensar
en ninguna de ellas.

ANTONIO MACHADO

No hay comentarios.: